Papeleras de fundición, ayudan a manter limpio nuestro entorno

papelerasLas papeleras en la vía pública son elementos importantes para mantenerla más limpia y evitar que se genere más basura. Aunque la instalación de muchas papeleras supondrá una constante atención por el personal encargado de la limpieza urbana. En el caso que no se vacíe regularmente, podría llegar un momento en el que se al llenarse, no solamente generará una visión sucia, sino que influirá negativamente en la imagen de la urbe al exterior.

Las papeleras son recipientes de diferentes formas y materiales en las que se pueden depositar desperdicios o basura más bien de tamaño pequeño. Pueden encontrarse en lugares diferentes de la vías públicas, en parques, plazas, calles, formando parte de los elementos que se denominan muebles urbanos. Lo normal es que se coloquen en lugares discretos pero accesibles para facilitar

a los ciudadanos su uso, en ellas, podrán echar los papeles, envoltorios y pequeños desechos y así contribuir a la limpieza y buena imagen de la ciudad.

De hecho, para las corporaciones locales, el aspecto de la limpieza es un deber importante, así como concienciar a los vecinos a mantener su ciudad limpia y cuidada de basura, para así garantizar la armonía y el civismo en la comunidad.

Estas papeleras se fabrican en diferentes formas y modelos, además de disponer de diversos materiales, colores y formas para poder adecuar el modelo a instalar con el carácter que quiere mostrar o que su diseño encaje con la gama del resto de mobiliario urbano.

Un aspecto a tener en cuenta a la hora de elegir qué papeleras instalar, sería su tamaño, ya que si se decanta por una papelera pequeña, que ocupe poco espacio, tendrá el inconveniente de que tardará menos tiempo en llenarse, por lo que necesitará un vaciado más regular; mientras que una papelera más grande, podría albergar más basura, pero resultaría menos cómoda a la vista y sería más difícil de disimular.

El que se instalen papeleras junto a vías de paso de viandantes, ya sea colocadas en el suelo, farolas o en paredes, les puede animar a evitar la suciedad, creando un espacio limpio y agradable.

Fuentes de fundición, un mueble urbano refrescante.

fuentes de fundicion

Uno de los elementos urbanos más característicos de la historia, podrían ser los bancos de los parques y las fuentes públicas. Más cuando antiguamente no existía agua corriente en las viviendas y se debía recurrir a las fuentes de fundición o de piedra en las plazas. Siempre ha existido la necesidad de abastecimiento de agua para los quehaceres cotidianos y para el consumo propio, de hecho, esto era una de las razones principales de la localización de los pueblos y ciudades. El agua sido elemento decisorio en la antigüedad y causa de disputas incluso hoy día.

Pero si atendemos al mobiliario urbano en la actualidad, podemos seguir encontrando fuentes de fundición para suministrar agua potable en zonas públicas, normalmente vías de paso, parques o jardines, que continúan aportando un beneficio social a los ciudadanos.

Muchas de estas fuentes de fundición pueden ser, además para personas, pueden estar diseñados como bebederos para mascotas, pájaros.. su función principal es ofrecer agua en espacios públicos para refrescarse, hidratarse, etc.. además, no necesita de muchos elementos para su instalación, tan sólo es necesario una toma y una salida de agua, fácilmente instalables en la vía pública.

Para que su uso sea realmente efectiva y aprovechable, la fuente de fundición debe estar ubicada en un sitio adecuado y tener un mantenimiento regular. Además, su uso debe ser sencillo y no derroche agua, debe facilitar el correcto aprovechamiento del agua.

Las nuevas que se ofrecen suelen ser fuentes de fundición, y el que la mayor parte sean elegidas de este material se debe por su durabilidad, resistencia a la corrosión y la facilidad del mantenimiento higiénico del agua que surte. Las empresas fabricantes se aseguran de realizar unos productos que sean utilizados por todo el conjunto de ciudadanos, con técnicas de fundición de materiales de calidad y perdurables en el tiempo.

Así, las fuentes de fundición que encontramos en el entorno también forman parte del mobiliario urbano que, en su conjunto, ayudan a elevar la calidad de vida de los ciudadanos y a realzar la comodidad de vivir en una urbe capaz de pensar en sus habitantes.

Pilonas de fundición, un elemento inprescindible en nuestra ciudad

pilonas

El diseño urbano es un estudio complejo que trata de la distribución, apariencia y funcionalidad de cada  pueblo o ciudad, aunque más bien, viene a centrarse especialmente en el espacio público, tanto en las vías públicas, como calles, plazas o jardines como en infraestructuras públicas y en ocasiones también, en propiedades privadas. Unos elementos que se usan comúnmente para facilitar la distinción del uso de cada zona pública, son las pilonas.

Estas pilonas o bolardos, suelen estar anclados en el suelo y pueden tener diversas utilidades, aunque su función principal sería la de señalizar una vía pública e indicar los límites de circulación peatonal o para vehículos; es decir, evitar que los coches estacionen en las aceras, o para que no entren a circular por una calle peatonal.

Sin embargo, este tipo de pilonas, tienen detractores y lo presentan numerosas críticas, señalando los inconvenientes que pueden crear:

Por ejemplo, en caso de que un conductor de moto o bicicleta cayera al suelo, se podría golpear con las pilonas rígidas y aumentar la gravedad del golpe.

También dificultan el tránsito a los viandantes, especialmente a personas mayores o con movilidad reducida.

Además de los gastos de mantenimiento o reposición que suponen.

Ante estas críticas, los diseñadores y fabricantes, continuamente van desarrollando nuevos modelos de pilonas con nuevas características y funcionalidades, ya existen con luminarias, flexibles, extraíbles, abatibles, de seguridad, y con diferentes materiales:  de caucho, de hierro galvanizado, de acero inoxidable, de plástico… que podrían solventar las críticas anteriores, ya que al fabricarlos en materiales menos rígidos, podrían solventar la posibilidad de causar más daño en caso de caída o accidente con ellos.

En algunas  ciudades, se ha extendido tanto el uso de pilonas para evitar el estacionamiento de vehículos en aceras que los peatones deben andar con cierto cuidado para no tropezar con ellos; por lo que su utilidad podría estar reñida con otros problemas de seguridad que podría provocar; de todas formas, se debería optar por una solución que beneficie a la comunidad.

Actualmente podemos ver pilonas de seguridad en muchos comercios, debido a la escala de robos por alunicajes en aquellos que tienen un escaparate grande y acristalado.